jueves, 27 de enero de 2011

Il papa e il satiro

I have a theory about Berlusconi. Back in 1935, a very ambitious man named Eugenio Pacelli, who had just been elected Camarlengo, made a pact with Satan so he could insure that the Roman Catholic Apostolic Church (RCAC) didn't lose any power and thus save humanity (He Probably thought "Well, God might be infallible, but this "eternal war on evil" is not working, so cooperation might be the solution"). I think the deal was something like the following:
Pacelli would become Pope to avoid the RCAC from becoming a force of evil, and the Vatican would survive for at least a century more (Pacelli thought Jesus would have come again by then). In exchange, the man who would later be known as Pius XII would give the devil the soul of a bunch of deicides, atheist, protestants and pagans, as well as the opportunity to bring Armageddon on the human race (E=mc^2, Hiroshima and so on). Being a good catholic, Pacelli knew that the souls of those people were already lost and that Armageddon was a good thing, so he obviously accepted.
In the beginning it seemed that everything went well, as Pope Pius XII got away with passively accepting the holocaust, the CIA/mafia/Southern-Italy bishops avoided a communist victory in 1948 and Italy never became a full democracy, and Pacelli died thinking he had saved the world, and specially Italy, from damnation and sin. But Satan is a tricky bastard.
With the signer of the contract dead, the devil took revenge and helped the reds take over half the planet, sinners earn their bread without much sweat, women kill their unborn children, sodomites marry and humans in general eat from the tree of knowledge.
At least Italy and the Vatican seemed safe, but little did Pacelli know that the man who was supposed to protect Italy from sin in the last fifty years before the contract ended was not a man, but a satyr who would turn Italy into a "pornographic sultanate", as an Italian MP would put it.
And that's my theory about how Berlusconi can have sex with twenty women in an hour and we have to watch in dismay (and amazement) as he gets enough votes in the country of Da Vinci, Eco, Fellini, Galileo, Golgi, Gramsci, Marconi, Michelangelo and Volta to get a majority instead of the 1-5% you'd expect from a normal population that has been subjected to extensive media monopoly and ridiculously lousy politicians for decades.
Anyway, if you have an alternative theory about how "Il Cavaliere" wins elections which does not involve supernatural forces, I'm all ears.


P.D. Bush Jr. doesn't count, because Dick Cheney is an undead who gets his power from below-surface fire (oil), and Al Gore won the 2000 elections.

WARNING:Translator traitor.


I know, Iknow, that's not a satyr, but you get the point.
Ya lose, ya lose, eso no es un sátiro, pero entienden lo que quiero decir.


Tengo una teoría sobre Berlusconi. En 1935, un hombre muy ambicioso llamado Eugenio Pacelli, que acababa de ser elegido Camarlengo, hizo un pacto con Satanás para asegurar que la Iglesia Católica Apostólica Romana (ICAR) no perdiese poder y salvar así a la humanidad (Probablemente pensó: "Bueno, puede que dios sea infalible, pero esta "guerra eterna contra el mal" no está funcionando, así que la cooperación podría ser la solución"). Creo que el acuerdo fue algo como lo siguiente:
Pacelli se convertiría en el Papa para evitar que la ICAR se convirtiese en una fuerza del mal, y el Vaticano podría sobrevivir por lo menos un siglo más (Pacelli pensaban que Jesús habría venido de nuevo por entonces). A cambio, el hombre que más tarde sería conocido como Pío XII le daría al diablo el alma de unos cuantos deicidas, ateos, protestantes y paganos, así como la oportunidad de traer el Armagedón a la raza humana (E=mc^2). Al ser un buen católico, Pacelli sabía que las almas de esas personas ya estaban perdidas y que el Armagedón era una cosa buena, por lo que, obviamente, aceptó.
Al principio parecía que todo iba bien, ya que el Papa Pío XII salió indemne de aceptar pasivamente el holocausto, la CIA/mafia/obispos del sur de Italia evitaron una victoria comunista en 1948 e Italia nunca llegó a ser una democracia plena, y Pacelli murió pensando que había salvado el mundo, e Italia especialmente, de la condenación y el pecado. Sin embargo, Satanás es un timador muy cabrón.
Con el firmante del contrato de muertos, el diablo se vengó y ayudó a los Rojos a controlar más de la mitad del planeta, a los pecadores a ganarse el pan sin mucho sudor, a las mujeres a matar a sus hijos no-nacidos, a los sodomitas a casarse y a los seres humanos en general a comer del árbol del conocimiento.
Por lo menos Italia y el Vaticano parecía seguros, pero Pacelli ni se imaginaba que el hombre que se suponía que debía proteger a Italia de el pecado en los últimos cincuenta años antes de la finalización del contrato no era un hombre, sino un sátiro que transformaría Italia en un sitio “sultanato pornográfico”, como diría un diputado italiano.
Y esa es mi teoría acerca de cómo Berlusconi puede tener relaciones sexuales con veinte mujeres en una hora y tenemos que observar con consternación (y asombro) como obtiene los votos suficientes para obtener una mayoría en el país de Da Vinci, Eco, Fellini, Galileo, Golgi, Gramsci, Marconi, Miguel Ángel y Volta, en lugar del 1-5% que se espera de una población normal que ha sido sometido a un monopolio mediático y a políticos ridículamente incompetentes durante décadas.
De todos modos, si tienen una teoría alternativa que no implique fuerzas sobrenaturales sobre cómo "Il Cavaliere" gana las elecciones, soy todo oídos.

P.D. Bush Jr. no cuenta, ya que Dick Cheney es un no-muerto que recibe su poder gracias a fuego subterráneo (petróleo), y Al Gore ganó las elecciones de 2000.

PELIGRO:Traductor traidor.


Vale!

3 comentarios:

  1. Creo que tengo una teoría más terrenal acerca del auge y éxito del Berlusconismo... Todo lo que viene a continuación, ha sido leído por mí a lo largo de mi vida, una especie de popurrí con el que me he hecho una vaga idea de la situación. Pero creo que los tiros van por ahí:

    Básicamente, Berlusconi es el presidente por 3 causas diferentes:

    1) Democracia pura y dura. Su partido (él) es votado porque los hombres italianos lo ven como uno de ellos, como un ejemplo a seguir. El tipo humilde que un día llega a presidente; se folla a quien quiere, se mete lo que quiere y se compra lo que quiere. Al fin y al cabo, a todos nos gustaría. El gran PERO es que este señor representa a sesenta y pico millones de personas y las cosas divertidas que hace las hace con dinero público.

    2) La Debilidad de la Izquierda: como debes saber, el sistema político italiano se compone de infinidad de partidos pequeños, que a la hora de estar en la cámara baja se "alían" (dale el sentido que quieras a esta palabra) en centro-derecha (desde neofascistas, democristianos, liberales, etc.) y centro-izquierda (socialdemócratas, socialistas, comunistas, etc.) Esto hace que, para llegar a unos mínimos principios de actuación, el centro-izquierda tenga que hacer unos esfuerzos tremendos y la inestabilidad esté a la orden del día. En cambio, el centro-derecha ES hoy día Silvio Berlusconi; y a quien no le guste (léase Giancarlo Fini) dos piedras y al río. Ahora mismo, mal que me pese, Berlusconi gana por incomparecencia del rival.

    3) Dinero/Mafia: no puedo probar nada, pero alguna conexión tiene que haber, ¿no? Al fin y al cabo, es Italia. El dinero para las prostitutas y paral los canapés del A.C. Milan no crece de los árboles...

    Ya sabes, esta es mi versión...

    ResponderEliminar
  2. Estoy de acuerdo contigo, solo escribí este post porque todo esto me parece surrealista en Europa en pleno S.XXI.

    ResponderEliminar
  3. A fin de cuentas, también es surrealista que ex-presidentes de gobierno que se "retiraron" hace cinco años den lecciones sobre política territorial...

    ResponderEliminar